De la mano con las tecnologías digitales y los dispositivos móviles, los millennials son el grupo de la sociedad más digitalizado actualmente, ya que es a través del Internet donde están conectados y es donde se informan de lo que ocurre en su entorno social las 24 horas al día.

Es por ello que muchos candidatos electorales ahora están tomando dichas plataformas para alcanzar a este sector de la población. Sin embargo, hay que considerar que, aunque los votantes de 18 a 37 años serán decisivos, también no todos los millennials piensan de la misma manera.

Los millennials que votan por primera vez tenderán a sufragar por el mismo partido, mientras que los mayores, que cuentan con alguna experiencia previa, tendrán más criterio para diferenciar su voto.

Como lo explica la experta en Comunicación Política, Virginia García Beaudoux, existe un riesgo de pensar que todos los jóvenes que pertenecen a esta generación son iguales, cuando en realidad ellos también se diferencian según la extracción socioeconómica en que se encuentren. “No son lo mismo los sectores medio-altos con educación universitaria, que los millennials que están en situaciones de vulnerabilidad. Entonces creo que entre las clases más aventajadas desde ese punto de vista social, hay conciencia y menos prejuicio”, señala García Beaudoux.

De igual manera, los jóvenes que tienen mayor educación perciben mejor la participación política de las mujeres, mientras que en los sectores de vulnerabilidad todavía pueden encontrarse, quizá, más estereotipos y barreras de participación.

Foto: Google

Aunque hoy el uso de las redes sociales es tan frecuente, pensar que se puede ganar una campaña solo con eso es una ficción, porque estas se ganan en los territorios, en los medios de comunicación tradicionales, con el apoyo de las redes multimedia. “Hay que recordar que hay sectores en América Latina que aún no acceden al Internet y por ello no están conectados ni son digitales”, afirma García Beaudoux.

Actualmente, en Guatemala hay alrededor de tres millones de jóvenes empadronados, de entre 18 y 35 años, por lo que es en este grupo en donde los candidatos deberán enfocar sus esfuerzos. La pregunta es: ¿Lo lograrán?

Fuente: Virginia García Beaudoux, experta en Comunicación Política. Tribunal Supremo Electoral. 


Ver comentarios

Comentarios