Le habló Dios, lo pidieron las bases, los alcaldes lo necesitan, son solo algunos de los argumentos que ahora usa Edwin Escobar para buscar dirigir al país.

Con lápiz en mano, su familia y algunos delegados de los municipios, el presidente de la ANAM aseguró que él sería el enviado para gobernar la nación, por disposición de Dios.

Prosperidad Ciudadana será el partido que lleve a Escobar a las papeletas. La secretaria general, de tan solo 30 años, Anita Kristensen, aseguró que serían una opción en las próximas elecciones, pero que además buscan formarse para que sea un partido que dure décadas.

Foto: Osman Velasquez. 

Pese a que aún no tiene sede el partido, ya tiene representación en más de 50 municipios.

¿Quiénes apoyan a Escobar?

De 77 alcaldes de la ANAM, muchos han tenido denuncias en su contra por anomalías en sus respectivas administraciones, pero ahora ellos quieren un intercambio: que los jefes ediles ayuden a Escobar y él a ellos, respectivamente, mediante el empoderamiento de los gobiernos municipales.

Pero la candidatura podría estar en la cuerda floja.

El precandidato a la presidencia tiene una solicitud de antejuicio, por aparentes irregularidades en la tercerización del servicio técnico catastral para efectuar el cobro del Impuesto Único Sobre Inmuebles.

“La denuncia es política, pues hay personas que tienen miedo de que yo pueda correr y ganar”, afirmó Escobar.

Cómo inició el sueño de Edwin Escobar para llegar a ser presidente:

Foto: Osman Velasquez.

En una oración, "Dios le habló" para que se postulara para candidato a la presidencia. Él aceptó el reto y en junio del año pasado anunció la decisión.

Cuando Escobar aseguró que iba a competir, no tenía ni un vehículo para hacerlo. Ahora es un partido que tiene de logo un lápiz y la esperanza de colocar la mayor cantidad de diputados, alcaldes y hasta a su binomio presidencial.

Escobar anunció el fin de semana que ya tiene a su posible candidata a la vicepresidencia; sin embargo, aún no ha dado a conocer su nombre, aunque aseguró que sí será mujer.

Foto: Osman Velásquez.

El gran dilema que ahora enfrentan en el partido es que muchos de los alcaldes de la ANAM tienen solicitud de antejuicio por supuestos actos de corrupción.

A lo que Escobar le apuesta es al poder local y que sean los jefes ediles quienes lo ayuden a llegar al poder, y así sean ellos la propaganda del precandidato a la presidencia.

Mientras tanto, el aspirante presidencial espera resolver su situación jurídica para que se pueda inscribir oficialmente como tal. 

Escobar y la mayoría de miembros de su Concejo otorgaron recientemente un “bono de desempeño único” de Q2,500 para cada uno de los trabajadores de la comuna, para aprovechar las fiestas de fin de año. 


Ver comentarios

Comentarios